Firma invitada: Anthony Dworkin

Los levantamientos en todo el mundo árabe, las protestas populares en Moscú y los debates sobre el Estado de Derecho en China reflejan la imagen compleja de los derechos humanos y la democracia en un momento de rápidos cambios mundiales. La Unión Europea – que expresa un compromiso formal para avanzar en estos valores en todo el mundo en el Tratado de Lisboa – acaba de completar una revisión y actualización de su estrategia de derechos humanos.

Catherine Ashton ha puesto en marcha la revisión de la estrategia como una de sus primeras iniciativas después de tomar posesión de su cargo. Ashton, quien ha dicho que los derechos humanos deben ser un “hilo de plata” que atraviesa la política exterior de la UE, entregó su propia visión de la futura estrategia de la UE a finales del año pasado. Ahora el Consejo de la UE ha elaborado un documento nuevo e importante: un Marco Estratégico de Derechos Humanos y la Democracia y, como anexo, un Plan de Acción para su puesta en vigor en los próximos dos años y medio.

  • La promoción y hablar sobre los derechos humanos y la democracia es una responsabilidad conjunta de la UE y sus Estados miembros

Esta nueva declaración es particularmente importante porque representa no sólo la opinión de Ashton y las instituciones europeas, sino también un compromiso por parte de los estados miembros de la UE. Sólo cuando los países europeos y la UE apoyan conjuntamente los derechos humanos y la democracia tienen posibilidades de lograr resultados, por el contrario, los intentos europeos de apoyo a la democracia en África del Norte antes de las revoluciones de 2011 no llegaron a ninguna parte, en gran parte porque los estados miembros influyentes continuaron contemplando a la estabilidad y la seguridad como prioridades más importantes.

El documento es una reafirmación clara y determinada de la UE para dar a los derechos humanos un lugar prominente en su política exterior. Se proclama una fuerte creencia en los valores universales y se reconoce que su credibilidad como defensor de la democracia y los derechos humanos depende de garantizar el respeto de los mismos derechos en el hogar.

  • Situar los derechos humanos en el centro de sus relaciones con todos los terceros países

La UE promete en su nueva estrategia “situar los derechos humanos en el centro de sus relaciones con todos los terceros países” y “promover los derechos humanos en todos los ámbitos de su acción exterior, sin excepción”, incluyendo “comercio, inversión, tecnología y telecomunicaciones, Internet, energía, responsabilidad medioambiental, responsabilidad social y la política de desarrollo”. Estas afirmaciones, probablemente, se deben cuestionar. Los derechos humanos no serán en realidad el factor central en las relaciones de Europa con Azerbaiyán, Arabia Saudita o China, y la actual crisis económica europea, sin duda, debilita la capacidad de la UE para establecer los términos de sus relaciones con los socios de todo el mundo en general.

Más importante tal vez son las formas en que la nueva estrategia pretende dar respuesta a los cambios del entorno global para apoyar la democracia y los derechos humanos. En una época marcada por una ola de “poder popular” en todo el Oriente Medio y otras partes del mundo, la UE está contemplando un mayor compromiso para apoyar la libertad de expresión, así como de asociación y reunión, incluso en los medios digitales. La UE se compromete a elaborar nuevas directrices sobre la libertad de expresión, así como sobre la libertad de creencias. También hay un mayor énfasis en el apoyo a la administración de la justicia.

  • Revisar el funcionamiento de las estrategias de la UE con los diferentes países

El nuevo documento recoge la promesa de revisar el funcionamiento de las estrategias de la UE con los diferentes países (que han sido criticadas en algunos casos por su falta de objetivos claros) y asegurarse de que son objeto de seguimiento. En términos más generales, hay un énfasis alentador en la Estrategia y Plan de Acción para evaluar el impacto de las políticas de derechos humanos.

La política de la UE de los derechos humanos también tendrá una nueva cara pública: un representante especial (que probablemente será nombrado esta semana) para llevar a cabo la diplomacia de los derechos humanos en todo el mundo.

Puede consultar aquí el texto original (en inglés):  Assessing the EU’s new human rights strategy

Acerca de El Blog de ECFR Madrid

Oficina en Madrid del Consejo Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR en sus siglas en inglés), el primer think tank paneuropeo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s