Por Marisa Figueroa

La semana pasada se dio un gran paso en Bruselas pero ¿cuánto durará? Nadie duda de que el futuro de la eurozona lo decidirán los mercados financieros. No obstante ello, me ha resultado interesante leer y comprobar cómo está cambiando el prisma con el que se analiza la realidad europea: se habla del paso de la Alemania europea a la eurozona alemana,  de lo duro que será vincular la UE de 17 a la UE de 27, de cómo la autoridad democrática para respaldar a Europa no procede del Parlamento Europeo, sino de los Parlamentos nacionales; y de cómo estará cada vez más relacionada la política exterior europea al euro.

Timothy Garton Ash escribía en su columna habitual en The Guardian que los debates nacionales que se han producido sobre el futuro de Europa la semana pasada – haciendo  referencia explícita a Reino Unido y Alemania – eran totalmente necesarios porque hablaban de democracia, aunque ambos debates hayan puesto de manifiesto que ahora son los parlamentos nacionales los que respaldan las decisiones sobre Europa (y no el Parlamento Europeo) y son tales parlamentos los que hacen oír el ruido del descontento popular. Garton Ash no cree que estos debates sean malos, muy al contrario, dice que ya era hora de que se hicieran y además apoya la idea de que, con el tiempo, los argumentos a favor de la UE acabarán ganando. Afirma que no debemos tener miedo al debate abierto porque los “euroescépticos” han permitido oír argumentos enérgicos a favor y en defensa de Europa. El problema ahora es “el tiempo” afirma.

Ulrike Guérot publicó el pasado viernes su post semanal en el blog de ECFR tratando de ayudarnos a pensar estratégicamente lo que la cumbre europea ha significado para Alemania y Europa y cómo pueden cambiar las reglas del juego. En primer lugar afirma que la cumbre ha confirmado el paso de la Alemania europea a la eurozona alemana y, con ello, el paradigma de la profundización y ampliación de la UE está totalmente roto. Por lo tanto, si queremos sobrellevar el primer escenario, Europea debería reforzar sus instituciones comunitarias considerando que Berlín no debe convertirse en la nueva Bruselas, mientras que para la segunda opción, necesitamos pensar urgentemente cómo unimos la UE de 17 a la UE de 27. Y esta nueva percepción será dura de digerir, afirma.

La justificación parece ir en la línea de que el fortalecimiento de la UE de 17 a expensas de los otros podría justificarse si se salva el euro, lo que parece probable. La esperanza es que una Europa más integrada y más cercana a las uniones fiscales y políticas, se convertirá en un imán. Por lo tanto, Europa necesita ahora dos narrativas: una para la UE de 17 y otra para la UE de 27, más un vínculo institucional fuerte entre ambas. Lo que Europa ha perdido en los últimos meses ha sido la contextualización sobre su papel en el mundo. Ahora es el momento de admitir que el euro no es un objetivo en sí mismo, pero sí una herramienta para las políticas europeas y un instrumento para defender los valores europeos en el mundo globalizado.

Guérot argumenta que cualquier política exterior eficiente necesita un apoyo económico y monetario fuerte, que le sirva para la intervención humanitaria, para aplicar sanciones efectivas, o para apoyar la habilidad de actuar como un estabilizador en una región como el Norte de África. Y tanto la UE de 17, como la UE de 27 necesitan ver y entender este nuevo panorama.

Artículos de interés:

Thomas Klau, director de ECFR en París, ha publicado en Financial Times un artículo sobre el papel de Francia y su sistema federal en la toma de decisiones relativas a la crisis de la eurozona: Merci, mon Général, bonjour Monsieur Monnet

El investigador de ECFR, Sebastian Dullien, ha publicado el comentario The euro summit: think twice before you celebrate

Acerca de El Blog de ECFR Madrid

Oficina en Madrid del Consejo Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR en sus siglas en inglés), el primer think tank paneuropeo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s