P-008910-00-2

Por Javier García Toni

9 de mayo de [escriba aquí el año que prefiera], día de Europa: nada que destacar. Éste podría ser el titular de cualquier crónica sobre las celebraciones de este día en los últimos años. Tópicos, ceremonias vacías, y, por qué no decirlo, aburridas, son la cantinela que se repite todos los nueves de mayo.

Lo primero son los discursos estándar.  Tanto Van Rompuy como Catherine Ashton han mandado sendos mensajes que parecen ajustados a una plantilla, donde sólo hay que cambiar la fecha, guardada en una carpeta con un post-it que pone “9 de mayo, usar cuando no se tenga nada mejor que decir”. Como parece que casi nunca se tiene nada mejor que decir, aquí tenemos el resultado:

En España las cosas no pintan mejor. Aquí puede consultar el catálogo completo de actividades que la Representación en España de la Comisión Europea en España ha organizado. Como muestra, vamos a tomar las de Madrid. Tras la entrega de unos premios escolares llega, a las doce y media, uno de mis favoritos: el izado de bandera de la UE con la banda de música de la marina española. ¿De verdad? Sí, de verdad. Quien realmente disfrute con estos izados de bandera, por favor, que lo haga saber. Los demás, posiblemente, tengamos planes mejores.
A la una y media se inaugura la Exposición “Tradiciones Europeas: España-Hungría, 2011”, consistente en 72 fotografías escogidas del primer concurso de fotografía amateur sobre tradiciones folklóricas con la participación de 95 aficionados de España y Hungría”. Bien, interesante, pero… ¿Esto es un acto central de celebración? ¿No se queda un poco ‘cojo’ que esto sea uno de los único cuatro actos que se celebran? ¿De verdad no hay opciones mejores? Luego hay un plan que no suena tan mal. Se celebra el Ciclo de Cine ‘Eurocine 27’ en los cines Verdi. 27 películas de los 27 Estados Miembros proyectadas gratuitamente… ¡Durante todo el día! ¿Alguien realmente se planteará ir a más de dos? Quizá con mucho tiempo libre y poco sueño suene un poco mejor.
No falta, tampoco, el clásico pesimismo que caracteriza a la información sobre Europa en una de las poquísimas informaciones que aparecen sobre este tema en la prensa española: ‘Día de Europa: otro año con poco que celebrar’.
Si para celebrar las fiestas regionales, las fiestas de los barrios, o los patrones municipales suelen montarse fiestas que sí merecen tal nombre, ¿por qué nos lo ahorramos con nuestra Europa? ¿No contribuimos así a que se extienda sobre la población esa sensación de elitismo y lejanía que caracteriza la UE? Propongo modestamente hacer unos festejos en condiciones. Conciertos, festivales callejeros o eventos deportivos (¿qué tal un partido de una hipotética selección europea?). En definitiva, acercar Europa a la ciudadanía y despertar el europeísmo. Nos gusta Europa y queremos celebrarla. Y, sobre todo, disfrutarla.

Acerca de El Blog de ECFR Madrid

Oficina en Madrid del Consejo Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR en sus siglas en inglés), el primer think tank paneuropeo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s